Archives for orina

INCONTINENCIA URINARIA

Los problemas de control de la vejiga afectan la manera en que una persona retiene o libera la orina. Cuando se escapa orina involuntariamente y de forma frecuente, podría tratarse de incontinencia urinaria.

Síntomas 

Los síntomas de la incontinencia urinaria pueden ser: la necesidad de ir a menudo al baño o si se escapa orina durante las actividades cotidianas.

Factores que hacen a una persona más propensa a desarrollar incontinencia urinaria

  • Ser mayor. A medida que una persona envejece, los músculos de las vías urinarias se debilitan, lo que dificulta la retención de la orina.
  • Eventos de la vida, como el embarazo, el parto y la menopausia en las mujeres, y problemas de la próstata en los hombres
  • Problemas de salud, como diabetesobesidad o estreñimiento de larga duración
  • Fumar
  • Defectos congénitos. El paciente puede tener un problema con la estructura de sus vías urinarias.

Tipos de incontinencia urinaria

Incontinencia de esfuerzo

La incontinencia de esfuerzo se produce cuando algún movimiento, como toser, estornudar, reír o hacer actividad física, ejerce presión sobre la vejiga y hace que se escape la orina.

Incontinencia de urgencia

La incontinencia de urgencia ocurre cuando una persona siente o tiene una fuerte urgencia o necesidad de orinar y tiene un escape antes de llegar al baño. Los profesionales de atención médica a menudo se refieren a la incontinencia de urgencia como vejiga hiperactiva, que puede ocurrir cuando ciertos nervios y músculos de la vejiga no están trabajando coordinadamente.

A veces, una persona puede tener incontinencia de urgencia e incontinencia de esfuerzo al mismo tiempo, lo que también se conoce como incontinencia mixta.

Incontinencia refleja

El escape de orina sin advertencia o urgencia puede ser una incontinencia refleja. Puede ocurrir a menudo cuando los nervios de la vejiga de una persona están dañados y no se “comunican” con el cerebro correctamente. Durante la incontinencia refleja, la vejiga se puede contraer, o tener un espasmo, en el momento equivocado, causando un escape de orina. Entre las causas de la incontinencia refleja se encuentran el daño de los nervios por afecciones de salud como la esclerosis múltiple o por un traumatismo como una lesión de la médula espinal. 

Incontinencia por rebosamiento

La incontinencia por rebosamiento ocurre cuando la vejiga no se vacía por completo, causando que aún quede demasiada orina en la vejiga. Con esta afección, la orina se escapa porque la vejiga está muy llena.

Incontinencia funcional

La incontinencia funcional ocurre cuando una discapacidad o barrera física, o un problema para hablar o pensar, impide que la persona llegue al baño a tiempo. Por ejemplo, es posible que una persona en silla de ruedas no pueda llegar al baño a tiempo, una persona con artritis podría tener problemas para desabrocharse los pantalones, o una persona con enfermedad de Alzheimer quizás no se dé cuenta de que necesita programar las visitas al baño.

Incontinencia temporal

La incontinencia temporal o transitoria dura poco tiempo debido a una situación pasajera, como el uso de un determinado medicamento o por ejemplo debido a una tos fuerte.

Orinarse en la cama

A algunos adultos se les escapa la orina durante el sueño por una variedad de razones: ciertos medicamentos,  tomar cafeína o alcohol por la noche, infecciones de las vías urinarias, los cálculos renales, la diabetes insípida, el agrandamiento de la próstata o la apnea obstructiva del sueño.

Tratamiento

El tratamiento depende del tipo de incontinencia urinaria entre otros factores. Por ello, es importante que su médica le haga el diagnóstico oportuno. En ocasiones es necesario la realización de un estudio urodinámico. Esta prueba provoca y reproduce los síntomas que refiere la paciente con el fin de obtener un registro gráfico y reconocer el tipo de incontinencia.

 

Además de los medicamentos indicados para la incontinencia urinaria, existen dispositivos médicos como por ejemplo las sondas o los pesarios.

 

El pesario está indicado para mujeres y se trata de un anillo de plástico blando que presiona la vagina y la uretra evitando así menos escapes de orina.

 

Otras ayudas para los problemas de control de la vejiga

Incluso después del tratamiento, es posible que al paciente se le siga escapando la orina de vez en cuando. Ciertos productos pueden ayudarle a lidiar con el escape de orina.

  • Protectores grandes desechables. El paciente puede usar protectores grandes desechables para proteger las sillas y la cama.
  • Limpiadores y cremas especiales para la piel. Los limpiadores y cremas especiales para la piel pueden prevenir que se irrite la piel alrededor de la uretra.
  • Pañales tipo pants o compresas muy discretas.

 

https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/enfermedades-urologicas/problemas-de-control-de-la-vejiga-incontinencia-urinaria

https://www.cun.es/enfermedades-tratamientos/enfermedades/incontinencia-urinaria

Leer más

CISTITIS

La cistitis es una infección urinaria causada por bacterias que se adhieren a las paredes de la parte inferior del tracto urinario.

 

La bacteria Escherichia coli (E.coli) es la causante de la mayoría de las infecciones urinarias no complicadas (80%).

Esta bacteria normalmente vive en nuestra flora intestinal y ayuda en la absorción de nutrientes. Sin embargo, algunas cepas desarrollan la capacidad de llegar a los tejidos urinarios y adherirse a ellos de forma que no pueden ser expulsadas con la orina y causan infección.

 

Las infecciones del tracto urinario representan entre un 5-10% de las consultas de Atención Primaria, el 30% de las de urología y miles de ingresos en urgencias. 

Las mujeres tienden a contraer infecciones con más frecuencia que los hombres. Esto sucede debido a que la uretra es más corta y está más cercana al ano, donde se encuentra la E.coli.

 

Posibles causas que pueden desencadenar cistitis:

 

-Relaciones sexuales (debido al intercambio de fluidos y la mayor facilidad de entrada de bacterias) 

-Menopausia 

-Diabetes

-Embarazo

-Anatomía de la uretra (uretra estrecha, próstata agrandada)

-Incontinencia intestinal

-Problemas para vaciar totalmente la vejiga (retención urinaria)

-Procedimientos que involucran las vías urinarias (sondas vesicales)

-Permanecer inmóvil durante un período de tiempo largo (por ejemplo, después de una cirugía)

-Mal uso de antibióticos (alteración de la flora vaginal)

-Uso continuado de pañales. Especialmente si los cambios de pañal se producen con poca frecuencia.

 

La persona puede ser asintomática, o presentar uno o más de estos síntomas:

 

-Presión en la parte inferior de la pelvis por la inflamación de la vejiga

-Dolor o escozor al orinar 

-Aumento del número de micciones (el paciente tiene la necesidad frecuente de orinar, pero ésta no es aliviada una vez termina la micción)

-Picor vaginal 

-Fiebre

-Dolor al tener relaciones sexuales

Medidas higiénico-dietéticas de prevención:

-Beber agua en abundancia. 

 -Orinar regularmente cada dos o tres horas y nunca retener los deseos de orinar.

 -Orinar sistemáticamente después de cada relación sexual para eliminar las bacterias alojadas en la uretra y la vejiga.

 -Cada vez que haga un lavado íntimo, debe limpiarse de adelante hacia atrás: esta práctica evita que se alojen en el orificio urinario las bacterias presentes en el ano y la vagina.

 -Cuida de la higiene íntima. Debe evitarse emplear con demasiada frecuencia jabones antibacterianos pues eliminan la flora vaginal protectora.

-Cambiar las compresas higiénicas durante los días de menstruación con regularidad. Toda maceración induce al desarrollo de los gérmenes que pueden colonizar la vejiga.

-Evitar la ropa ajustada.

Complementos alimentarios de prevención:

Según evidencia científica, los componentes presentes en algunos complementos alimentarios que previenen las cistitis recurrentes son:

>Arándanos: estas bayas contienen proantocianidinas, que promueven que la orina se acidifique, lo que favorece la eliminación de los gérmenes. Además, dificultan la adhesión de las bacterias a la pared de la vejiga.

>D-manosa: es un azúcar simple presente en muchas plantas y frutas en pequeñas cantidades. Sus propiedades para prevenir la cistitis parecen estar en su capacidad para fijarse en las bacterias evitando la adhesión de estas en el tracto urinario.

Tratamiento:

Si sospecha que tiene infección de orina consulte con su médica, quien le indicará el tratamiento necesario. Nunca se automedique. Consulte con su farmacéutica ante cualquier duda.

Leer más

Este sitio web utiliza cookies de terceros para realizar análisis de uso y de mediación de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puede cambiar la configuración u obtener más información haciendo clic en Más información. ACEPTAR

Aviso de cookies