Distintos estudios muestran que alrededor del 50% de las mujeres mayores de 60 años presentan síntomas relacionados con la atrofia vaginal, manifestándose fundamentalmente por una sensación de sequedad vaginal, prurito, irritación, cierto grado de quemazón e incluso dolor en las relaciones sexuales.

Causas de la sequedad vaginal


Existen diferentes causas que pueden originar la sequedad vaginal:


• Insuficiencia de cantidad de estrógenos. El volumen y la viscosidad de la lubricación varían siguiendo la fluctuación de las hormonas, por esta razón, durante la menstruación, el embarazo, después del parto o en el periodo de lactancia puede estar alterado el proceso de humidificación vaginal.
Aun así, es en la menopausia, cuando cesa la función ovárica y disminuyen de forma marcada los niveles de estrógenos, que un alto porcentaje de mujeres manifiestan una pérdida de la humedad vaginal. Esta carencia de humedad a la vagina provoca una alteración que favorece el riesgo de infecciones y dificulta las relaciones sexuales.
• La vaginitis
• Quimioterapia y radioterapia
• La diabetes
• El tabaco
• Determinados medicamentos hormonales (anticonceptivos, tratamientos del cáncer de mama, de ovario o de útero y otros).
• Otros
Cada etapa en la vida de la mujer se caracteriza por un pH vaginal específico y una flora vaginal determinada. Por lo tanto, los productos recomendados para la sequedad dependerán de cada situación. En la edad fértil el pH tendrá que ser ligeramente ácido (pH 5) mientras que en la menopausia y en la preadolescencia deberá ser neutro. (pH 7)


Cremas hidratantes vaginales
Son de gran ayuda, pero tienen que ser de base acuosa, es decir, que sean solubles en agua:
• No se deben usar vaselinas o aceites minerales que se puedan adherir a la mucosa de la vagina y alterarla o incluso favorecer el desarrollo de microorganismos.
• Es conveniente que el lubricante sea un poco ácido, de forma que sea parecido al pH natural de esta parte del cuerpo. Y que no contenga esencias, puesto que estos ingredientes pueden producir irritaciones en el área genital.
• Las cremas vaginales llevan activos hidratantes, reparadores, antisépticos y antiirritantes.
• Si se utilizan regularmente con 2 o 3 aplicaciones por semana son muy efectivas.


Cremas hidratantes vulvares
Son cremas hidratantes de uso externo que calman el picor y las sensaciones desagradables.
• Tienen acción hidratante y cierto efecto barrera frente agresiones irritativas.
• Llevan activos hidratantes, reparadores, antipruriginosos, antisépticos.
• La sensación de confort que proporcionan es bastante rápida.


Lubricantes
Son geles que aportan hidratación y favorecen la lubricación durante las relaciones sexuales. Son de base acuosa para proteger la integridad del preservativo en caso de que se utilice. Su aplicación tiene que ser en el momento de la relación sexual para poder reducir de este modo la irritación de los tejidos y la fricción.

Ante cualquier duda consúltanos; tenemos una amplia variedad de productos en la farmacia Ocata y nosotras te asesoraremos.